categoría

23 de diciembre del 2014

Estamos a punto de iniciar un nuevo año, lo que implica que vamos a acabar más gastados que los zapatos de un andariego, lo que deriva en hacer más ricos a los empeños al tener que llevar todos nuestros objetos de valor. Es justamente por eso que aquí en #DesprotecciónCivil hemos compilado una serie de consejitos para que puedan sobrevivir al inicio de año, con una bolsita de plástico y otros chunches más.

1.- Ponga sus documentos importantes en una bolsita de plástico y guárdelos en un lugar de fácil acceso. Así podrá encontrarlos todos sin importar su estado etílico, y ante cualquier catástrofe natural que pudiera presentarse. De la misma manera, si usted se pierde durante la borrachera, sus parientes tendrán algo que sirva para identificarlo en San José.

2.- Vaya guardando el cambio que le den en las tiendas e introdúzcalo en una bolsita de plástico donde previamente haya guardado los recibos de luz, agua y gas. Así podrá pagarlos sin mucha dificultad y no recibirá al Año Nuevo a obscuras, sin agua y sin forma de hacerse de comer.

3.- El 1 de Enero tome un envase vacío de 3 litros de Coca Cola o de algún otro refresco que haya sobrado de la noche anterior. Con un cuchillo filoso y teniendo cuidado de no mocharse un dedo, corte un orificio transversal lo suficientemente grande para que pase una moneda de 10 pesos. A partir de ese momento introduzca todas las monedas de $10 que vaya recibiendo y cuando menos se de cuenta ya habrá juntado $10,000 para lo que se le ofrezca. Si usted es de esos a los que les gustan los retos, utilice mejor un garrafón.

4.- Si se mocha un dedo o se llegara a cortar con el cuchillo del consejo anterior, use su bolsita de plástico como torniquete.

5.- Si usted recibe aguinaldo, antes de correr al súper más cercano a comprarse esa pantallota que realmente no necesita, siéntese con su familia a hacer una lista de las necesidades reales de su hogar (ropa, calzado, las cosas del empeño, etc.). Después, separe el 10% de su aguinaldo, guárdelo en una cajita o algo, métala en el cajón de sus calzones y no lo toque a menos que sea una emergencia. Ya si le sobra algo, úselo como se le antoje, y espero sea suficiente para la pantallota que sigue sin necesitar. Si es como yo y no recibe aguinaldo (o sueldo siquiera), pongámonos juntos a llorar.

6.- Hablando de calzones, eso de los chones rojos y amarillos es puro invento de los comerciantes para vender más. Si los suyos están muy balaceados, póngalos en una bolsita de plástico y cómprese nuevos. Si todavía sirven, aguántese mejor.

7.- Para darle su itacate a los invitados a la cena sin tener que dar por perdidos sus topers y refractarios buenos, utilice envases de refresco cortados a la mitad, cubiertos con una bolsita de plástico y sujetados por unas liga. Total, es familia, y si quieren decirle algo usted simplemente pídales los contenedores que les prestó el año  pasado y verá que rapidito dejan de hablar.

8.- No gaste dinero ni genere más basura utilizando platos desechables. Use una vajilla de verdad y lave los platos. Hay que comenzar el año trabajando, no huevonamente llenando bolsas con basura al por mayor.

9.- Si ve a su vecino usando pirotecnia ilegal, llene una bolsita de plástico de cohetones, préndalos y amárreselos a la cola. Usted se divertirá viéndolo correr y el entenderá lo que su escándalo le hace a las mascotas.

10.- Como siempre, su seguridad es primero, así que si está demasiado ebrio para manejar y no tiene conductor designado, extienda un par de bolsas negras sobre el piso de casa de su familiar, pida una cobija y echese a dormir. Por frío que esté el suelo, el de la cárcel estará peor.

 

Deseándoles a todos que pasen una muy feliz navidad y un próspero año nuevo, aquí la dejamos por hoy. ¡Nos vemos en el 2015!

 

#EntretenimientoBX