categoría

05 de diciembre del 2014

Familiares del líder campesino indígena,Florentino Gómez Girón, quien fue detenido el 1 de mayo, realizaron un acto extremo de desobediencia civil frente al Congreso de Chiapas: La inmolación.

El sobrino de Florentino, de 18 años, Agustín Gómez Pérez, fue incendiado por sus compañeros y apagado minutos después con cobijas y arena. Paramédicos de la Secretaría Estatal de Salud lo trasladaron al hospital en grave estado.

Cabe recordar que desde hace ya varias semanas los familiares de Gómez Girón se instalaron en un plantón. Permanecen en huelga de hambre, se cosieron los labios y el pasado 2 de diciembre decidieron crucificarse.

A pesar de dichas medidas sólo han obtenido la promesa del gobierno del estado de que el expediente será revisado. El líder fue detenido por el presunto delito de abigeato (robo o hurto de ganado).