categoría

12 de mayo del 2015

Una vez más, el candidato de la alianza entre el Partido del Trabajo (PT) y el Partido de la Revolución Democrática (PRD), Magno Garcimarrero, expuso punto a punto su proyecto de ley de "muerte asistida", mismo que dijo estaría llevando a San Lázaro una vez que sea electo legislador por el distrito de Xalapa Urbano.

Durante su participación en el Foro Democrático Xalapa 2015, el abanderado de las izquierdas criticó el autoritarismo con el que las religiones han manejado el tema de la vida, dejando en claro que solo Dios puede decidirlo, lo que ha llevado a  muchos a vivir sufriendo en medio de dolores, terribles enfermedades y demás.

Al aprobar una ley que hable sobre la muerte asistida, el candidato sostuvo que incluso se terminarían muchos problemas de abandono de ancianos, fatales dolores de personas enfermas y de edad avanzada, entre otros.

Aunque sostuvo que la muerte asistida ya se ha aprobado en varias entidades del país, refirió que es necesario en toda la nación; de allí su insistencia en el tema.

"Sentimos como triunfo y éxito legislativo el haber logrado la figura de la muerte asistida en algunas entidades", apuntó.

Dijo que la iniciativa de ley que propone, establece que el estado deje de considerar delito a la muerte asistida, de manera que insistió en que el ser humano tiene derecho a decidir sobre su vida.

"Toda persona tiene derecho a decidir su propia muerte con la ayuda de profesionales", concluyó.